Terra Nova: los dinosaurios de Spielberg nos dicen adiós



A punto de concluir su etapa en España, ‘Terra Nova’ se debatía entre la vida y la muerte tras una primera temporada (compuesta de 13 episodios) muy irregular. Para los fans de la misma, un réquiem por el fallecimiento de la ficción que no regresará con una segunda temporada (a menos que un canal de cable se interese y la rescate). 

Desde el comienzo ‘Terra Nova’ no ha tenido a su favor. El retraso más de un año en su lanzamiento inicial cambiando de fecha de manera aleatoria, el extremadamente elevado coste de su producción y las altas expectativas que se habían formando en torno a ella, han hecho que las criticas y la negatividad no se hicieran esperar.



La premisa de la serie de FOX no es del todo innovadora, ya que seres humanos vagando entre dinosaurios ya lo hemos visto en más de una ocasión en la gran pantalla. Corre el año 2149 y el planeta Tierra es un lugar ¿diferente? al que tenemos ahora, sufriendo un desgaste progresivo, con la incapacidad de respirar por la contaminación, manteniendo una superpoblación incontrolable y un uso abusivo de la tecnología.

Con una brecha temporal llega la esperanza de trasladarse a un mundo nuevo llamado Terra Nova, donde los dinosaurios caminan entre ellos, la tierra es fértil y el aire puro. Se convierte en la posibilidad idónea para mejorar su vida, sus expectativas de futuro y seguir adelante; pero existe un problema, quien cruce el umbral no puede regresar.

Entre los pocos elegidos está la familia Shannon, protagonista de la historia que se instalará en su nuevo recinto y llevara a cabo las tareas básicas para permanecer en ese emplazamiento paradisiaco. El piloto de ‘Terra Nova’ es bueno, con efectos especiales aceptables y unos dinosaurios bien conseguidos. La calidad disminuye en los siguientes, donde los bichitos no aparecen y la trama se centra únicamente en la familia y su adaptación.

Pasan cinco o seis episodios sin conocer más cosas, y se pone interesante cuando los rebeldes hacen su entrada triunfal y reclaman el territorio ocupado por el jefe, Taylor. Y junto con ellos, Lucas que tiene una misión muy clara: hacer que la brecha temporal vaya en ambos sentidos y sean capaces de explotar ese territorio virgen para sus mejores propósitos.

Personalmente hubiera introducido más chicha con los rebeldes y hubiera dejado los dramas familiares para otra ocasión, porque los amoríos lejanos, las nuevas conquistas y la ñoñería de una niña pequeña no pueden competir con el misterio de cómo han estado viviendo los ‘sextos’ en la selva sin apenas protección contra los dinosaurios.

‘Terra Nova’ se deja ver, no es una obra maestra de la televisión pero al menos cumple con su cometido, que es entretener al público. La idea es diferente (no voy a decir innovadora) y Steven Spielberg como productor ejecutivo le da el toque que ya vimos en su versión cinematográfica de ‘Parque Jurásico’. Por lo que ni las buenas (series) son tan buenas, ni los malas tan malas.

0 Comentarios

    Para poder escribir comentarios en la entrada de blog, debes acceder con tu cuenta de candidato, o crear una.